La importancia de identificar y conocer el estrés…

Es sabiduría popular saber que todo acto conlleva sus consecuencias, que tu no estás sano o enfermo sin que exista razón alguna para ésto, es un secreto hasta para nosotros mismos conocer qué pasa a veces con el comportamiento de nuestro organismo, cómo a través de los años vamos cambiando y tal vez degenerando en nuestra salud corporal y mental, en muchas culturas de latinoamérica y en países de habla hispana estamos acostumbrados a aceptar que con la edad nuestro organismo vaya decreciendo en sus capacidades y habilidades hasta el punto de llegar a ser dependientes de nuestros familiares, los cuales también tienen sus ocupaciones.

El estrés es en sus inicios, un padecimiento controlable, que a base de terapias, de programas de ejercicios mentales y corporales, de tratamientos médicos, pero sobre todo de reconocerlo, de saber y tener la disposición y responsabilidad de encausar esas energías por un camino más constructivo, se podría llegar a controlar y obtener habilidad para manejarlo en gran parte.

El problema radica en que la mayoría de las veces no nos damos cuenta o no le damos la importancia correcta a éste agente silencioso, hasta que es demasiado tarde.

He aquí un extracto tomado del libro “Principios de anatomía y fisiología” de los autores Gerard J. Tortora y Bryan Derrickson. Editorial Médica Panamericana.

Algunos de los padecimientos que más son frecuentes hoy en la sociedad son los siguientes:

1.-ACV: accidente cerebro vascular.-conocido como ataque cerebral o apoplejía, afecta a unas 500000 personas por año tan sólo en los Estados Unidos y representa la tercera causa de muerte después del infarto al miocardio y del cáncer.

2.-AIT.-ataque isquémico transitorio.-episodio caracterizado por disfunción cerebral temporaria como consecuencia de la disminución del flujo sanguíneo.

3.-DDAH.-trastorno por déficit de atención con hiperactividad.-es un trastorno del aprendizaje caracterizado por períodos de concentración cortos, un nivel de hiperactividad constante e impulsos inapropiados para la edad. Se cree que éste transtorno afecta alrededor del 5% de los niños, comienza en la infancia y continúa en la adolescencia y en la edad adulta.

Aquí se observa la importancia de mejorar nuestro estilo de vida, hacer ésto puede ser la diferencia entre vivir con una calidad aceptable gran parte de nuestra vida y llegar a la vejez un día con buena salud y tener la capacidad de valernos por nuestras propias capacidades. Bien valdría realizar una autoencuesta:

¿Como quisiera que estuviera mi cuerpo en el periodo de mi vejez?

¿Como puedo crear un estilo de vida de verdad saludable y que se pueda aplicar en mi vida?

¿Es importante que reconozca lo que el estrés puede causar en mi vida, si lo dejo que se incremente por un largo periodo de tiempo?

¿Que acciones estoy dispuesto a hacer para mejorar mi  vida y porqué?

Es tiempo, tal vez no llegaste a ésta página por casualidad, ojalá que este artículo te ayude y te aporte algo para tu vida. Gracias por tu tiempo y ya sabes que espero tus comentarios y sugerencias.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s